lunes, 20 de julio de 2015

El futuro de Colombia.


¿Cuál crees Onofre que va a ser el futuro de tu país Colombia?


Hace poco hablando por Skype con un amigo alemán, que me hizo esta pregunta. Por unos momentos me quede sin saber que responderle, sin embargo le pregunte…

- ¿Cuál crees tú que pude ser? 

- No lo sé. De tu país nos llegan noticias no muy agradables que digamos, narcotráfico, corrupción, guerrilla, paramilitarismo, delincuencia común y organizada, en fin, violencia en todos los sentidos.

- Esas son las noticias que les llegan a ustedes, la pregunta es ¿Qué piensan ustedes al respecto?

- No se trata de saber que pensamos sino lo que vemos en los noticieros de televisión y debo decirte Onofre que no solo es en tu país, sino en muchas partes de Latinoamérica. Nuestro gobierno por ejemplo si bien es cierto no nos prohíbe viajar a esos países, sin nos previene. 

- Lo cual es muy lamentable en verdad ya que muchos de nuestros países dependen en gran parte del turismo. En cuanto a tu pregunta y tu apreciación de mi hermoso país Colombia pienso que tienes toda la razón. Al igual que muchos países del área estamos viviendo una delicada situación, eso no quiere decir que vaya a ser así por siempre, estoy seguro que a las próximas generaciones les va a tocar vivir una situación completamente diferente a la que vivimos actualmente. No sé cuántos años, lustros o siglos pasen, pero la realidad es que el futuro de Colombia como el de muchos países de América Latina y del mundo será el mejor, siempre y cuando cambiemos radicalmente el modelo educativo y nuestra forma de pensar. 

- ¿Cómo así?

- Al respecto, tu coterráneo, el científico Albert Einstein manifestaba que “Locura es hacer lo mismo una y otra vez y esperar resultados diferentes”. Durante muchos años nos hemos estado matando entre hermanos y sin embargo poco hemos hecho al respecto. El 9 de noviembre de 1989 ustedes los alemanes se dieron cuenta que la división física que tuvieron durante casi 30 años no era lógica, no solo se reencontraron con la caída del muro sino que cambió radicalmente la forma de pensar y de actuar de ustedes logrando lo que para muchos era algo muy difícil, hacer la paz entre ustedes, hoy en día son un modelo a seguir. 

- Tienes razón, sin embargo no fue fácil. 

- Nada que valga la pena es fácil.

- ¿Qué piensas del proceso de paz que se está gestando en la habana con la guerrilla de la Farc?

- Pienso Erik que es algo muy importante y la mayoría del pueblo colombiano quiere que llegue a buen término, sin embargo el verdadero proceso de paz debemos hacerlo cada uno de los colombianos y es el de perdonarnos a nosotros mismos y a nuestros hermanos, mientras eso no se logre difícilmente alcanzaremos la paz tan anhelada. Si te soy sincero, pienso que mi generación y posiblemente la próxima no vera a nuestro país en paz debido a que estamos contaminados de la guerra y la violencia que por tantos años hemos sufrido. En nuestros corazones hay mucho odio, rencor, resentimiento, apatía y desconfianza, lo cual hace que cualquier proceso de paz sea mucho más difícil. La paz necesariamente debe comenzar por nosotros mismos, mientras pensemos en venganza, difícilmente la lograremos. Mientras continuemos hablando de la forma que lo hacemos de nosotros mismos, de nuestro país y que en vez de resaltar las cosas buenas, nos concentremos en las cosas malas, difícilmente viviremos en paz. 

De ahí la importancia de cambiar radicalmente nuestro sistema educativo con el fin que las próximas generaciones comiencen a pensar y actuar en forma diferente. Sé que en muchas partes del mundo los colombianos no somos bien recibidos, una fama que lamentablemente nos hemos ganado debido a las lamentables situaciones que hemos vivido, más que todo con lo relacionado con el narcotráfico. Sin embargo quiero decirte algo amigo Erik y es que los colombianos somos gente buena y que no se debe continuar tratando a un pueblo de aproximadamente cincuenta millones de personas por lo que hace el escaso uno por ciento de la población. Si realmente quieren ayudarnos a lograr la paz, deben comenzar a dejar de vernos como narcotraficantes, corruptos, guerrilleros o delincuentes, los cuales hay en todas partes del planeta. Dificultades similares o peores hay en muchos países, sin embargo, si quieren a ayudarnos a superarlas necesariamente deben comenzar a pensar y actuar en forma diferente. Sea esta pues la oportunidad para invitarte nuevamente a que visites nuestro hermoso país y tener la oportunidad de compartir contigo un delicioso café colombiano. 

- Que entre otras cosas es delicioso. Gracias por tu invitación Onofre, créeme que muy pronto lo haré.

Luego de terminar de dialogar con mi amigo Erik, me quede pensando en lo que habíamos hablado. Y es que la paz necesariamente debe nacer en el corazón de nosotros los colombianos. Si muchos países que han pasado por situaciones quizás más difíciles que las nuestras la han logrado ¿Por qué no nosotros? Lo invito a comenzar a pensar y actuar de forma diferente. A concentrarnos en lo bueno y no en lo malo que tenemos. Sera un proceso que durara muchos años, pero si queremos que las próximas generaciones disfruten de la paz que la nuestra no disfrutara plenamente, debemos comenzar a sembrar con nuestras palabras y con nuestras acciones lo que queremos que cosechen las próximas generaciones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario