martes, 10 de marzo de 2015

Aldeas Olvidadas

Hoy quiero compartir con ustedes un hermoso mensaje que encuentro en la pagina de mi maestro y guía Miguel Ángel Cornejo y Rosado www.cornejoonline.com




Aldeas olvidadas




Escrito en Jaipur, India en la primera década del siglo XXI.


Lugares en que se dan cita la pobreza, el abandono, la suciedad que se filtra por los poros, la explotación irracional de la naturaleza, la estela de despojo de los invasores; las religiones al extremo, fanatismo, corrupción, adoración a dioses de todas las creencias que con su magia a través de los siglos no han podido despertar a sus habitantes para luchar, para tener un espacio digno para vivir.


Una extraña mezcla: hambre, esperanza, conformidad, se dan cita para mostrarnos el rostro de la codicia que ha marcado a la humanidad.


El ser humano basura, despojo olvidado, manos anhelantes, miradas brillantes de niños con esperanza, jóvenes vigorosos que han aprendido desde muy pequeños a extender la mano a la caridad, olores que se funden entre estiércol e incienso que los sumergen en una realidad de abandono. ¿Acaso es su destino nacer, vivir y morir como desechos humanos?, ¿tener un futuro sin amanecer?


Las supersticiones ahogan sus espíritus; la ignorancia, tierra fértil para la conformidad, culturas que han permitido la codicia de unos cuantos como derechos divinos, hundiéndolos aún más en una pobreza y suciedad sin límites que se arrastran en la inmundicia. Solamente seres con la grandeza de alma como Gandhi, Indira y Teresa lo han podido comprender, sacudiendo los cimientos de las aldeas olvidadas de Dios a despertar.


La desesperación invade mi alma, realidades que no alcanzo a comprender, ¿cuál es el sentido de sus vidas? ¿Se deben consumir en adoraciones religiosas?


Somos el resultado de nuestro pasado, el cual nos puede alentar a luchar o con su peso sumergirnos aún más en una pesadilla sin final. El voraz espíritu depredador del ser humano nos ha llevado al extremo de la desolación, ¿existirá alguna oración que pueda hacer intervenir a Él o a los dioses a detener el holocausto del siglo XXI?


¿El pasado nos puede ilustrar en lo que ahora debemos hacer?


En el centro del oscuro laberinto de las religiones, sistemas económicos y políticos generados en los últimos cinco mil años, identifico un solo sendero: los valores sin fanatismos ni dogmas, exclusivamente marcados por la brújula que debe guiar nuestros pasos: el bien, la belleza y la verdad. Para liberar al ser humano, la única respuesta es el amor, sin importar religiones o nacionalidades; el amor, único camino para rescatar a nuestros hermanos y alcanzar la dignidad que les pertenece en la creación.


Utopía tal vez, imposible para muchos, por lo mismo, los que creemos no podemos darnos el lujo de no intentarlo.


Un sueño más; no, es el sueño que tenemos que convertir en realidad. Tal vez nuestra existencia sea una simple gota de miel en un mar de amargura, siguiendo el testimonio de la compasión sin fronteras ni religiones de Teresa de Calcuta: si no lo hacemos, al océano le faltaría una gota, una pequeña gota que es nuestra existencia luchando para convertir lo imposible en realidad, el sueño del amor.


Miguel Ángel Cornejo y Rosado

No hay comentarios:

Publicar un comentario